Un smartphone Android será el núcleo de un satélite espacial

El sistema operativo Android, de Google, está preparándose para convertirse en la próxima pieza tecnológica en viajar por el espacio.

Si bien los smartphones ya han participado en misiones de la NASA como herramientas de productividad y para experimentación, en esta ocasión  el dispositivo con sistema operativo Android será el núcleo del satélite.

Se trata del proyecto STRaND-1, en el que la compañía británica Surrey Satellite Technology espera poner en órbita un satélite smartphone.

Dadas las capacidades de computación y datos de estos dispositivos, los ingenieros dicen que pueden convertirlos fácilmente en herramientas para obtener datos en el espacio.

“Al margen de los paneles solares, esto es prácticamente un satélite”, dice el ingeniero Chris Bridges, que afirma que los smartphones tienen casi todo lo que necesitan, incluyendo cámaras, magnetómetros y equipamiento de comunicación.

Ayuda que estos dispositivos de bolsillo tengan “la misma capacidad de computación que un superordenador en la década de los años 70, agrega Shaun Kenyon, otro ingeniero que está participando en el desarrollo del satélite smartphone.

satélite Android

Como beneficio añadido, los teléfonos móviles son conocidos por su resistencia en condiciones extremas, incluso cuando se han quedando encima del salpicadero de un coche bajo un intenso sol o seguir funcionando a muy bajas temperaturas durante el frío invierno.

Los desarrolladores dicen que han probado la resistencia de un teléfono con Android contra un horno, un congelador o una cámara de vacío y no han obtenido resultados adversos.

El STRaND-1 tendrá un tamaño de 11 pulgadas y contará con un agujero en el que se acomodará la cámara del smartphone.

Una vez esté en órbita el satélite smartphone hará fotografías desde el espacio haciendo uso de distintas aplicaciones instaladas.

El satélite también pondrá a prueba otros sistemas del smartphone en el espacio, incluyendo conectividad WiFi, magnetómetro y micrófono.

En particular, los desarrolladores quieren ayudar a reducir el peso de los satélites usando una comunicación inalámbrica en lugar de cables.

El STRaND-1 ayudará a probar esta hipótesis. A diferencia de otros proyectos, el STRaND-1 no está vinculado al Gobierno, sino que es una iniciativa privada financiada por contribuciones de desarrolladores y otras fuentes financieras.

Vía: Android Authority




Autor: Justo Romanos

Madrid, 30 años. Llevo publicando en revistas online, blogs y portales desde los 18 años (ya teníamos Internet, aunque no lo parezca) y me encanta todo lo relacionado con la tecnología, además del cine y los videojuegos (entre otras muchas cosas). Me considero polifacético y puedo escribir de cualquier cosa, lo que estoy seguro que acabará creándome algún tipo de desorden de personalidad múltiple… Pero todavía me encuentro sano, así que podéis fiaros de lo que publico.

Compartir en
468x60

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>